EL NUEVO MODELO KIRKPATRICK EN LA CAPACITACIÓN

EL NUEVO MODELO KIRKPATRICK EN LA CAPACITACIÓN

El Modelo Kirkpatrick (1959) es un esquema clásico que se propuso hace muchos años con el fin de evaluar las acciones de capacitación de las organizaciones. Si bien el modelo tuvo algunas mejoras a lo largo de los años, su esencia prácticamente no cambió: se énfasis era la evaluación de las acciones de capacitación en cuatro niveles: reacción, aprendizaje, conducta y resultados. En 2014, Donald Kirkpatrick, el autor original del modelo falleció, asumiendo la posta del modelo su hijo James Kirkpatrick quien en 2016 publica el libro: “Kirkpatrick’s Four Levels of Training Evaluation” en donde plantea el “Modelo Kirkpatrick para el nuevo mundo”.

El nuevo modelo literalmente le da la vuelta al modelo clásico y el primer nivel ya no es la evaluación de reacción de los participantes a la acción de capacitación a la que acaban de asistir; más bien el “primer nivel” son los resultados que se quieren lograr por parte de la organización y sus líderes, lo que se convierte en el punto de partida del diagnóstico de necesidades de capacitación (DNC).

Si bien un DNC arranca a partir de un análisis de los objetivos que la organización quiere cumplir, en el nuevo modelo Kirkpatrick la lógica es impecable proporcionando un sustento sólido para derivar una gestión realmente estratégica de la capacitación que arranca con la identificación de aquellos objetivos y necesidades organizacionales que pueden ser logrados a través de la capacitación. Bajo este enfoque la capacitación no tiene la posibilidad de ser un gasto, sino una inversión.

METODOLOGÍA DEL MODELO KIRKPATRICK